Recap – Juego de Tronos 7×03 – La Justicia de la Reina

[Contiene spoilers, infinitos spoilers] No os olvidéis de dejar vuestros comentarios al final de esta entrada y los leeremos en el podcast de revisión de este capítulo.

Avanza la temporada con un excelente tercer capítulo que será histórico por marcar el punto en el que Daenerys de la Tormenta y Jon Nieve, rey en el Norte, se conocieron… aunque siguen sin entenderse. Por fin, Hielo y Fuego se han unido y ahora nada volverá a ser igual, si salen de esta. Con los caminantes blancos acechando por el Norte y algo aún más mortífero y palpable como la reina Cercei por el Sur, la madre de dragones está empezando a conocer las verdades del barquero, es decir, que puedes tener tres dragones sí, pero tres dragones pueden no ser suficientes si no sabes absolutamente nada de tu adversario.

Tanto tiempo esperando este momento…

Así es, el capítulo no deja pasar más tiempo del necesario, escasos segundos  para directamente presentarnos al amigo Tyrion esperando a Jon Nieve. Histórico. Conjunción planetaria que dirían algunos. Jon Nieve llega a Rocadragón para, primero, sentirse como todo norteño cuando baja más allá de los Dos Gemelos, esto es, mal y con sensación de desorientación. Y segundo, para tratar de convencer a Daenerys de que se deje de historias que los caminantes blancos son el verdadero enemigo. Como era de esperar (y ya lo comentamos en nuestro podcast sobre el capítulo anterior) tanta ilusión teníamos que sólo podía acabar en decepción.

danyJon

Mención especial a Lord Davos. Si ya levantó la partida cuando servía a Stannis y ambos pedían dinero al Banco de Hierro mediante un parlamento inspirado, aquí vuelve a intervenir inteligentemente en favor de Jon describiendo sus hazañas y levantando el ánimo del bastardo, que parece un poco acochinado por el tema de los dragones y la reina Targaryan.

Sin embargo Daenerys parece que no cree a Jon. Como Tyrion le dice a Nieve, no es posible llegar de repente a un sitio y decir que docenas de miles de muertos vivientes avanzan para acabar con todo rastro de vida en el mundo y que inmediatamente todos se pongan a una a luchar contra ellos. Luchar contra Cercei resulta reconfortante en comparación con enfrentarse al Rey de la Noche. Al menos, hay esperanza.

De todas formas y gracias al enano, Jon se lleva una concesión para la explotación de Rocadragón. Y eso, aunque a Daenerys y a Tyrion les parece poca cosa, es mucho para el rey en el norte.

Euron, Cercei y Jaime. Nuestro triángulo preferido

Muchos dirán que Olena es su personaje preferido de este capítulo pero, por favor, reconozcamos de una vez que Cercei está cumbre en este inicio de temporada. Y Lena Heady está literalmente soberbia. Qué capacidad de trasmitir odio e indiferencia, determinación y crueldad con poquitos gestos y mucha, mucha presencia. Lena, este año te tienen que dar algún  premio de los gordos porque estás en lo más alto.

Vayamos al tema. Cercei sigue en su camino de girar absolutamente las tornas ayudada por Jaime y el capitán de los catorce mares, el gran Euron Greyjoy.

En esta ocasión, Euron es recibido como un héroe en Desembarco con sus preciados regalos: Elaria Arena y su hija, la única serpiente de arena que queda viva. Lo que sigue es una demostración de crueldad infinita por parte de Cercei. Muchos decían que Euron iba a ser peor que Ramsey. Seamos sinceros, peor que Ramsey, Joffrey y Meñique juntos sólo hay una. La reina Lannister.

elaria

Dicho lo cual, hay un intercambio de frases inteligentes entre Euron y Jamie que da como saldo la victoria del primero. Y es que en este capítulo Jaime acaba como gato escaldado, como veremos luego. A pesar de ello, Jaime no carece de inteligencia, y la demuestra cuando le confirma al pirata que los mismos que les jalean hace poco les escupían. Como la vida misma.

Cercei se vuelve a liar con Jaime y ya no tiene miedo a que les vean. Y es aquí por donde puede empezar el principio de su fin. Si ya lo pasó realmente mal en tiempos del gorrión supremo por esto, parece increible que vuelva a caer en lo mismo. Y es que ambas reinas, tanto Daenerys como Cercei, tienen como su peor enemigo su propia arrogancia.

Pero por el camino Cercei establece todas las alianzas que intenta. Otra nueva a las ya vistas en otros episodios es la del Banco de Hierro. Y ya van…

Varys y Melisandre. Otra extraña pareja

Varys y Melisandre son ambos de Essos y parece que la Araña utiliza esa paisanía para intentar sonsacarle información a la sacerdotisa de fuego. Realmente es extraño que la persona que más ha empujado para que Jon y Daenerys se encuentren no vaya a ver qué pasa, pero la servidora de la luz es más sabia por vieja que por diablesa y le da un par de zascas al eunuco. El más interesante es que le anuncia a Varys que volverá y que ambos morirán en Poniente. Veremos.

Bran llega a Invernalia. Por fin

A ver Sansa. ¿no tienes consejeros norteños? ¿qué haces siempre con Meñique y Lord Royce? ¿no podrías juntarte más con lady Lianna Mormont, por ejemplo?

Pues no, ahí está Sansa otra vez con el diabólico Meñique que en este capítulo se contagía un poco del surrealismo de Arya y empieza un trabalenguas dificil de entender. Algo así como que no  tenga prejuicios pues todos pueden ser enemigos y que juegue con todas las posibilidades en su cabeza. Algo muy raro. Esta digresión es interrumpida por la llegada de Bran al castillo. Evidentemente Sansa se alegra muchísimo, Bran era un hermano muy querido por ella. Y tarda, literalmente, menos de cinco minutos en decirle a Bran que es el verdadero señor de Invernalia. No sé, Sansa, un poco más de lealtad por Jon no vendría mal, que luego que si nos metemos con ella, etc, etc…

bran

Bran no está para cosas terrenales como heredar tierras y castillos. Como vamos comentando en los podcast es evidente que Bran es muy poderoso pero también que aún no sabe utilizar su poder.

Dos apuntes. Bran dice que tiene que hablar con Jon (a ver si ya nos aclaran lo de Lyanna y Rhaegal, por dios) y Sansa se siente francamente incómoda con las nuevas habilidades de su hermano pequeño.

Ya sólo falta Arya y pueden montar una pequeña fiesta Stark.

Jorah Mormont está curado. Bien por Sam

La operación de eliminación de la Soria Gris ha sido todo un éxito y Ser Jorah está totalmente curado. Sam es un tipo peculiar, ha conseguido algo que otros consideraban imposible y aun así el Archimaestre no le concede mayor crédito a sus historias sobre los caminantes. Mormont abandona la Ciudadela camino de Rocadragón. Ahí creo que va a ir el impulso de estrategia que necesita la Khalessi porque desde luego Tyrion está fallando mucho en ese aspecto.

Roca Casterly. Otro fallo inexplicable de Tyrion

Tyrion nos va contando con voz en off toda la historia de cómo los inmaculados conquistan una Roca Casterly que, a pesar de las apariencias, no significa nada ya para Cercei. Es otro error de cálculo de Tyrion que en tres episodios ha liquidado una armada con los mejores barcos de las islas del hierro, el ejército dorniense y el ejército tyrrel, y además ha dejado sitiados a los inmaculados en Roca Casterly, a merced de la “verdadera” armada de hierro, la de Euron.

Resumiendo. Daenerys ya sólo tiene a los dozrhakis y a los dragones. Y como muy bien le recuerda Misandei, para utilizar los dragones ella misma debe ir montada en uno de ellos y, por tanto, se tiene que exponer a lo peligros de una batalla y a cualqueir flecha perdida que la mate de improviso.

Jaime y Olena, gran escena final

Jaime ha estado en varias guerras y está ejerciendo de buen comandante. Lo último, y acompañado de parte de los nobles anteriormente leales a la reina de las espinas, como el padre de Sam y su hermano, es marchar sobre Alto Jardín. Y coquistarlo.

Entre todos han engañado a Daenerys y su consejeros, haciéndoles creer que llevaban a la capital Lannister el ejército cuando en realidad se dirigían a Alto Jardín. Es otro error inexplicable de Tyrion al que le está haciendo daño infinito no disponer de espías en la corte de Desembarco. La Araña ha perdido su toque o sus pajaritos han sido reclutados al completo por Qyburn. No lo sabemos pero el bando Targaryan es ahora mismo como un boxeador sonado andando sin rumbo por el ring.

olena_jaime

Vovliendo a la escena de Jaime, vemos que si en este capítulo  el Guardia Real ya ha ejercido de sparring de lujo con Euron, aquí se lleva una somanta muy interesante por parte de la anciana Olena. Jaime, que no es tan malo como Cercei ni tan bueno como Tyrion, le ha preparado una muerte digna a la última de los Tyrrel. Sin embargo esta le paga contándole quién realmente mató a su primogénito. Olena muere pero matando con una conversación de mucha altura que es lo mejor del capítulo.

¡Ojo! con esto, Jaime puede confirmar que Tyrion no mató a Joffrey. Supongo que para Cercei no importará pero al menos para él sí que será importante contrastar que cuando liberó al enano tenía razón. Luego se cargó a su padre y de eso ya no le libra nadie, claro.

En definitiva, gran, gran capítulo. Pequeña decepción porque Jon y Daenerys no han conectado y tardarán algunos capítulos más en hacerlo. Esperemos que lo hagan. Según van las cosas, la altiva Targaryan es más que probable que tenga que suplicar ayuda al lobo blanco norteño. Veremos qué ocurre en los próximos capítulos.

Anuncios