Recap – Juego de Tronos 8×04 – Los Últimos Stark

Advertencia, este post contiene spoilers. Por favor, no leas nada del mismo si no has visto el cuarto capítulo de la octava temporada de Juego de Tronos porque me sentiría fatal si te reviento la experiencia de ver esta maravillosa serie.

8x04_7

Cuarto capítulo y como se preveía, tranquilo, con muchos diálogos y mucho tomate en la superficie y en las capas inferiores. Ha pasado mucho, mucho, mucho en este capítulo aunque tras verlo, como siempre ansiosos por la novedad, engañosamente parezca que no ha sido para tanto. Pero lo ha sido. Veamos.

Funerales

Poco que decir. Es evidente que tras derrotar al Rey de la Noche debíamos dar honor a los muertos. Esta escena era imprescindible para la acción aunque no haya aportado mucho a la trama. Vemos a cada uno de los principales con su homólogo muerto. Daenerys con el pobre Jorah, Sansa con su amado Theon, Sam con el pobre y carismático Edd el Penas, Tormund con un hombre libre random y el amigo Jon Snow con la primera que confió en él: lady Mormont. Si, amigos. Ni Sansa, ni Daenerys, ni él mismo. La primera que dijo que había que seguir a Nieve fue la mítica Lyanna con el parlamento que nos encandiló y que acabó con ese mítico «¡El Rey en el Norte!»

Daenerys-Targaryen-Funeral-Jorah-Mormont-Season-8-804-1024x683.jpg

En una Fiesta me cole …

Y después de los funerales ¿qué hacemos? Pues beber y comer, como todo colectivo humano. Da sensación de la típica fiesta post-selectividad o exámenes finales ¿no? Tras esforzarte mucho en una cosa, la pasas y ya la vida queda sin sentido ni objetivo así que…. a beber, comer y… sí, a eso también.

En esas estamos, a ver quién se va con quién, cuando Daenerys, que está como un pulpo en un garaje porque ella sólo piensa en que los demás doblen la rodilla y sentarse en una silla hecha de hierro y con puntas, le llama la atención al pobre Gendry, que sólo quiere tener tema con la desaparecida Arya. «Eh tú», le dice «tú eres el Gendry ese ¿no?» «Sí» dice el otro dudoso y es que que te llame la reina de los dragones es una putada. «Pues ¿sabes que tu padre mató a toda mi familia?» jodé Daenerys, motivando. Varys y Davos se empiezan a mirar como si tuvieran que coger al pobre herrero y salir por patas porque la otra va a soltar dracarys. «Sí, …, bueno yo tampoco le conocí mucho, no te creas», «Ya, ya. Pues sí. Se los cargó a todos. Junto al padre de la Sansa, esta que me mira con cara de lechuga.» Esto último es mío, pero es que leo entre líneas. Al final, resulta que  sólo quería premiarlo, pero la sensación chunga nos queda a todos con la escena. «Te nombro señor de Bastión de Tormentas» y es que está Westeros vacío de gente en los castillos, como veremos luego, y necesitan ya gente de confianza ocupando los puestos principales. Haciendo un recuento rápido: Bastión de Tormentas, Aguas Dulces, Los Gemelos, Alto Jardín, Rocadragón, … vamos que hay mucha plaza libre para oposiciones.

En esta escena ya vemos que Daenerys está mal. De los nervios, pensando «toda esta gente bebiendo y Cersei en mi trono». Demasiado para ella. Davos, viendo el silencio que inunda a todos, brinda.

juego-tronos-8x04_10.jpg

Para mejorar el asunto, Tormund empieza a glosar las aventuras de Jon Nieve y ya Daenerys no puede más. En ese momento una teoría loca se abre camino en el espectador «Esta se carga a Jon.» Y es que los guionistas han conseguido que el personaje de Daenerys sea capaz de cualquier cosa, de cosas inimaginables hace poco tiempo. De cosas que sólo los malos: Cersei, Tywin Lannister, Jofrey, … eran capaces. ¿casualidad?

Grupetes en la fiesta

Después del momento Daenerys. La gente se relaja en grupos. Que si Tyrion, Jaime, Podrick y Brienne por un lado, que si Sansa diciéndole al Perro que está muy contenta de todas las putadas por las que ha pasado porque así ha llegado a ser la persona que es ahora (¿?), que si a beber, que si Jon bebe más que Tormund…

1557109735_427374_1557114045_sumario_normal.jpg

Tenemos el momento declaración de Gendry a Arya que, a parte de un poco de esos que lo ves y te da algo de verguencilla por el chico, cierra un círculo de nuevo en la trama completa de la serie. Y es que todos recordamos la escena en la que Eddard Stark le dice a su hija que se casará con un buen señor, dueño de una propiedad importante, quizá Bastión de Tormentas, y se convertirá en su esposa. Bueno, y todos recordamos lo que le dijo a Eddard Arya aquella vez «No soy una Dama». Pues eso, Gendry. Sigue intentándolo.

No sos vos, soy yo

Daenerys llama a la puerta de Jon. «¿Estás bebido?» «No, ¡qué va!» dice él, a punto de caerse. Aquí tenemos la segunda escena en la que Daenerys da mucho mal rollo. «No debes decir nada a nadie, si no todo cambiará y no quiero que cambie», «Pero es que se lo debo». Todos sabemos que si Jon abre la boca, todo cambiará, es verdad, pero por otro lado ¿es justo que Daenerys le pida renunciar a su vida para seguir con ella? Es un momento en el que somos conscientes de que Daenerys quiere a Jon pero sólo si la relación es de poder de ella sobre él. Ella debe ser la reina. Y aunque Jon dice que nada cambiará, sabemos que no va a ser así. No hay futuro para estos dos. Si en otros capítulos había dudas de si la relación triunfaría ahora vemos que las dudas se deslizan peligrosamente a ¿matará a Jon Daenerys por considerarlo otro pretendiente? Es obvio que los guionistas juegan con nosotros y eso sólo puede significar que están preparando un giro sorprendente que vuelva a cambiar la polaridad de la situación.

Brienne y Jaime

Esta escena, que por cantada no deja de ser importante, significa muchas cosas. Primero y sobre todo, por fin Brienne tiene un momento con Jaime después de mucho tiempo de especulación. Y luego, Jaime tiene un momento íntimo con alguien diferente a Cersei. Por primera vez. Sin embargo, veremos más adelante que ese lazo no será suficiente.

Estrategia de la señorita Pepis

Otra vez todos reunidos sobre un mapa para decidir cómo atacamos a Cersei. Es evidente que son muy malos estrategas. Daenerys ya no confía en nadie y tiene motivos. Jorah era el único que realmente quería a la khalessi. Tyrion no sabe qué hacer. Varys se empieza a decantar por otra solución. Gusano Gris es un ejecutor. Jon que sí pero no. No hay nadie ahí. Y Sansa, que se dedica a machacarla en cuanto puede. Tanto, que Jon tiene que reprenderla. Pero empieza a ser muy evidente que Daenerys no confía en Jon y ya no tiene más apoyo. Tyrion está totalmenta anulado.

juego-tronos-8x04_2

La estrategia es volver por barco Daenery y por tierra Jon, a mil millas uno de otro. Y acantonarse en la ciudad. ¿Perdona? Pero vamos a ver, ¿esto no lo han intentado ya?

Cuando se van a ir de la sala, Arya corta el paso a Jon y se desencadena una escena en la que los hermanos Stark hablan con franqueza. Cuando parece que Jon no va a decir nada, su parte Stark le traiciona «os voy a contar algo que debéis jurar por vuestra vida que no contaréis a nadie» Todos sabemos que Sansa no va a cumplir su palabra. Pero es algo que debía pasar.

Jon-Snow-Sansa-Stark-Arya-Bran-Season-8-804-1024x683-1.jpg

La despedida de Jon de Invernalia no presagia nada bueno para él. Se depide de Sam y Eli, de Tormund, de Fantasma, … Jon va a palmar, y la mujer roja no está ya para traerle de nuevo.

Sansa habla con Tyrion y mueve sus hilos. Le cuenta su secreto. La alumna aventajada de Meñique lanza la piedra y esconde la mano. ¿Acaso no puede ser ella la Guardiana del Norte? Puede serlo, pero contándole el secreto a Tyrion ha sellado la sentencia de muerte de su, ahora, primo.

Sansa no es mucho mejor que Cersei. Listando la epopeya de Daenerys y la de Sansa, esta última ha aguantado mucho, pero hacer, hacer… Daenerys fue vendida, y le dio la vuelta ligándose al Khal Drogo. Este murió y le dio la vuelta, haciendo que nacieran los dragones. Le robaron los dragones y le dio la vuelta, acabando con los magos y el rey de Qath… viéndolo en su conjunto, el arco de la Khalessi, a pesar de que Sansa haya madurado, es mucho mayor. Y sin embargo, me temo, la suerte está echada. Sansa se queda en Invernalia y trama contra Dany y Jon. Mientras, ellos se exponen a una nueva guerra.

Bronn, reparece con una escena tirando a desagradable. Amenaza a los hermanos Lannister y consigue que estos le cedan Alto Jardín para no morir. No sé, esta escena es un poco echar a perder al personaje del mercenario. Espero que vuelva a aparecer y tenga protagonismo en algún giro de guión. Al menos para preservar su inversión.

Por qué merece la pena invertir en I+D

Pasamos a las costas de Rocadragón. Daenerys vuela feliz con sus dragones, cuando de repente … Zasss, ballestazo a Rhaegal. Y dos y tres y cuatro. El dragón de Jon cae muerto y la flota de Euron aparece con un pedazo de ballesta enorme montada en cada barco. Cersei, con Qyburn a la cabeza de su departamento de I+D, han encontrado cómo equilibrar la balanza. La Técnica acaba con los personajes mitológicos. La khalessi escapa como puede y, al menos, le queda un dragón.

Siempre que muere un dragón se te queda una cara como de pasmo. Los dragones eran tan poderosos y al final, unas ballestas grandes acaban con ellos. Creo que están un poco desaprovechados. Pero la caida en picado de Dany continúa.

Las ballestas no sólo sirven para matar dragones. Toda la flota Targaryan perece bajo los ballestazos y Missandei es echa prisionera. La serie no pierde mucho pero Daenerys, sí. Primero Jorah y ahora Missandei. Ya sólo le queda Gusano Gris. Yo también estaría preocupado.

Gabinete de Crisis en la antigua morada de Stannis. ¡Y la brillante idea es proponer a Cersei que se rinda para ganarse al pueblo! O mucho cambia la serie o el pueblo aquí no pinta nada y dudo bastante que se levante contra la reina Cersei. Habrá que ver.

Por fin tenemos el verdadero momento álgido del capítulo. Sí, amigos. Varys no ha estado callado tantos capítulos para nada. Tyrion le cuenta el secreto y suelta la frase del capítulo y quizá de la serie «algo que lo conocen ocho personas no es un secreto, es información» y es cierto. Todos sabíamos que el movimiento de Sansa iba a desencadenar el fin de Daenerys o de Jon o de ambos. Luego, Varys y Tyrion tiene una charla sobre varias cosas aunque sobreentendemos que de lo que de verdad se habla es de si asesinar a Daenerys o a Jon o a los dos.

El negociador

Daenerys va a Desembarco y deja a Tyrion, el negociador, a que le diga a su hermana que se rinda. Que ella no es tan mala. Cersei, que por lo que pueda pasar ha armado toda la muralla con cientos de ballestas anti dragón marca ACME, ya no es Cersei. Si nos fijamos en su corte de pelo y en su traje podemos ver que se parece mucho a Jofrey, y como él, le importa todo nada. Como le dijo una vez a Ned Stark, «En el Juego de Tronos o ganas o mueres». Y Cersei morirá si no se queda con el trono.

juego-de-tronos-8x04-cersei-euron-1557086978

Missandei muere decapitada y su última palabra es Dracarys, que podemos traducir como «Mi señora de la Tormenta, dale matarile a toda esta gente de Westeros» y a su vez cierra otro círculo, pues cuando Daenerys la liberó de sus cadenas en Astapor, esa fue la palabra que utilizó la khalessi para achicharrar a los amos de los inmaculados. Pinta negro para Daenerys.

mllyrqwvxmevquudmz6z.jpg

Corolario en Invernalia

En Invernalia, Jaime abandona a una desesperada Brienne para ¿volver con Cersei? Miles de dudas nos atenazan con la decisión del León Lannister pero hay un deje miserable en Jaime parecido al que conocimos en su momento. «Las cosas que hago por amor» dijo entonces ¿habrá cambiado ahora el objeto de su amor?

8x04_8

Teorías

Mil teorías deja el capítulo cuatro. Pero aquí van algunas:

Daenerys está casi sin fuerzas. Sin amigos, sólo Gusano Gris. Con las traiciones creciendo a su alrededor y su vena sicótica, típica de los Targaryan, a flor de piel, acrecentada debido a la envidia a Jon, que le corroe ¿conseguirá refuerzos? ¿se habla del príncipe de Dorne? ¿volveremos a ver Daario Naharis y sus Segundos Hijos? ¿aparecerán por Desembarco como refuerzo inesperado de la reina? ¿y Yara de las Islas del Hierro? ¿nos quitará de encima a ese pelma de Euron?

Jon y Davos y Arya y el Perro se encaminan a Desembarco ¿habrá aprendido Davos de su experiencia del Aguas Negras? ¿sabrá cómo derrotar la ciudad? ¿apresarán a Jon? ¿os imaginais una escena de Jon en la plaza siendo decapitado mientras Arya lo observa todo impotente? ¿o esta vez podrá hacer algo? ¿igual coger el rostro de Ilyn Payne, el verdugo, después de matarle? ¿veremos por fin al Perro acabar con la Montaña? ¿qué deficiencia de estrategia tienen los «buenos» si ahora parece más plausible que Arya se infiltre en la ciudad y acabe con Cersei que que Jon o Daenerys ganen una batalla?

8x04_6

Respecto a Tyrion y Varys. ¿Matará Daenerys a Varys previendo una traición? ¿se convencerá Tyrion de que hay alguien mejor que Daenerys como rey del Trono de Hierro? ¿elegirá al final a Sansa y traicionará a Daenerys? ¿por qué Cersei no mata nunca a Tyrion? ¿están conchabados?

Y los que parecen que ya no saldrán más en la serie… Brann dice que vive en el pasado ¿nos espera alguna revelación mayor? ¿algo así como que hay algo peor que los Caminantes? ¿o una explicación de los antiguos dioses? Tormund se va al Norte ¿no aparecerá para ayudar a Jon? ¿puede que Jon muera y se lleven sus restos al Norte? Y Sam ¿no acompaña de verdad a Jon en su última batalla?

El próximo capítulo es una batalla y cualquier cosa puede pasar. Puede que incluso gane Cersei y mueran todos los demás y una guerra entre el Norte y el Sur, controlando Sansa desde Invernalia hasta los Gemelos y Cersei desde Desembarco hasta el Tridente, sea el futuro de Westeros. También, Drogón podría morir y dejar a Daenerys como antes del nacimiento de sus dragones, desprotegida, sin Jorah, a merced de los demás. Eso dibujaría un círculo cruel en la trama para la khalessi. Pero un círculo. Y sabemos lo aficionados que son a ellos en la serie.

El tío Benjen no ha salido. ¿saldrá? dijo que tomaría partido por los vivos… dudas que me quedan.

Creo que Cersei tiene algo más que las ballestas. Fuego Valyrio o miles de Montañas. Algo más nos espera. Algo que nos sume en la certeza de que Cersei es invencible, hasta que alguien acabe con ella. O no.

El último capítulo podría ser una elipsis. Veinte años después. Con el hijo de Sam como protagonista, yendo a La Ciudadela a leer sobre la batalla de Desembarco. Y los Caminantes resurgiendo en el Norte, quizá el tío Benjen terminándose de transformar en el nuevo Rey de la Noche. Al final, los caminantes eran Primeros Hombres y ¿qué son los Starks?

 

 

Recap – Juego de Tronos 8×03 – La Larga Noche

Advertencia, este post contiene spoilers. Por favor, no leas nada del mismo si no has visto el tercer capítulo de la octava temporada de Juego de Tronos porque me sentiría fatal si te reviento la experiencia de ver esta maravillosa serie.

8x03_4

Por fin ha llegado. El tercer capítulo de la octava temporada será recordado para siempre. En un formato más cinematográfico que nunca, se nos presenta La Noche más Larga, un auténtico circo de cinco pistas dirigido por el mejor director de capítulos de batallas que hemos visto en la serie: Miguel Sapochnik. De este director también son otros maravillosos como Casa Austera y La Batalla de los Bastardos. Enormes capítulos. Y aún dirige otro más de esta temporada. Esperando ansiosos. Pero centrémonos en este.

Tensión pre-Batalla y… aparece ella

Comienza el capítulo con un Sam más nervioso imposible y la cámara nos va guiando a través de todos los personajes principales y de los ejercitos perfectamente colocados para recibir a los caminantes blancos y las hordas de muertos vivientes. Son muchos pero nos parecen pocos. No van a ser suficientes. De repente aparece un jinete. Melisandre.

Cuando la bruja del señor de luz se concentra y enciende todas las espadas curvas de los dothrakis se enciende también una chispita de esperanza en nuestros corazones. ¿Podrán ganar a los muertos? Es sólo una chispita. Ponto vemos que no. No van a ser suficientes.

Actualidad_394721320_121605596_1706x960

Arya se huele el pastel y le dice a Sansa que allí no pinta nada y que se vaya a la cripta (petada de muertos enterrados, menudo refugio). Y aunque Sansa remolonea, se da cuenta de que su hermana pequeña tiene razón, esto está muy fastidiado y es mejor ver si puede calmar a Tyrion, Varys y los demás. Tercera vez que le pasa esto a Sansa, después de la Batalla del Aguas Negras y la de los Bastardos. Y es que aunque se haya puesto una cota muy chula, Sansa es de pensar, como Tyrion o Varys, no de acción. Y cada vez tenemos más claro que a ella es a la que le va a tocar gestionar la Paz, cuando llegue.

La primera oleada de la batalla nos dice dos cosas. La primera que los dothraki se chocan contra un muro de muertos y salen escaldados, Jorah Mormont incluido, y la segunda que Daenerys va a perder mucha de su fuerza en esta batalla.

Mientras, en las alturas, Jon y Daenerys se suben a sus dragones y tratan de hacer lo que pueden.

Batalla aérea

En este capítulo, el uso de la música es fundamental. Otra vez Juego de Tronos ha demostrado que una buena banda sonora y un compositor en estado de gracia casi permanente, el gran Ramin Djawadi, pueden crear sensaciones impresionantes a lo largo de los capítulos.

Aprovechando los dragones, Sapochnik crea un nuevo espacio aéreo para la trama y, cuando se eleva para que nos encontremos con ellos, la música va desapareciendo creando unas escenas similares a las de Los Pájaros de Hitchcock. Ahí arriba se oye menos jaleo pero también hay batalla que librar.

dragon.jpg

Dany y Jon pagan sus últimos enfrentamientos en una descoordinación evidente que casi hace que choquen entre sí. Estos dos son muy individualistas. Cuando aparece el Rey de la Noche a lomos del dragón zombie ambos se pelean por ver quien se lo carga. Al final, Jon opta por acercarse al Bosque de dioses mientras Dany azuza al caminante, hasta hacerlo caer.

Bosque de Dioses. Redención de Theon.

En el Bosque de Dioses, Theon y el puñado de guerreros de las Islas del Hierro se dedican a proteger a Bran. En un momento dado, Bran pone los ojos en blanco y se va con los cuervos… a hacer ¿qué? Hay dudas sobre ello pero creo que, al final, para que el Rey de la Noche encuentra a Bran este tiene que hacer «algo» mágico. Como una señal luminosa de «oye, que estoy aquí». Y eso parece que es lo que consigue cuando hace de cambia pieles y se mete en la bandada de cuervos, llamar la atención del malo y decirle «ven para aquí». Así que, a pesar de que parece que Bran es un paquete que no hace nada, es más que probable que esté haciendo lo único que puede hacer, seguir el plan y hacer de cebo.

8x03_6

Theon, finalmente, se redime y lucha por Bran. «Eres un buen hombre» le dice Bran y Theon Greyjoy respira tranquilo antes de morir a manos del Rey de la Noche. Qué lejos queda el cabronazo de Ramsey y todas las putadas que le hizo pasar. Al final Theon lucha por Invernalia y por Bran. Fin de arco perfecto para el Greyjoy.

Miles de muertos y algunos muertos entre los buenos.

Las escenas de los muertos atacando a los vivos se suceden y la sensación de agobio y de que no hay nada que hacer crece hasta hacerse casi insoportable. Brienne, Jaime, Podrick, hasta Sam, todos luchan valientemente pero no hay nada que hacer, es evidente que hagan lo que hagan los buenos, si el Rey de la Noche levanta las manos y los muertos se vuelven a levantar… no hay solución. Sólo son sparrings haciendo tiempo para que Jon y Daenerys consigan matar con sus dragones al malo.

Clegane lo tiene claro, «Luchamos contra la muerte. No se puede ganar a la muerte», igual ganarle no pero engañarla sí que se puede, como nos enseñará Arya de manera sorprendente.

Hay algunas muerte que duelen un poco, pese a las quejas generales de que han palmado pocos principales. Sin embargo, Edd el Penas, Beric Dondarrion, Lyanna Mormont y algún otro palman de manera herocia. Mensión especial para lady Mormont, que se lleva por delante al gigante zombie más grande de la batalla. Bien por vos, lady Mormont.

5cc6767b2667b.jpg

Sansa y Tyrion en la cripta.

El personal de la Cripta vive como puede la batalla. Estar encerrados en un espacio pequeño, escuchando aullidos y gritos no debe ser sencillo, la verdad. Llegado el momento, Tyrion y Sansa tienen un momento de ¿amor? esperando la muerte. Hay unas miradas al puñal que ha recibido Sansa de Arya y por un momento parece que van a suicidarse, pero al final no. Lo que sí que queda la duda es si Tyrion y la bellísima Sansa terminarán retomando su relación. Y, lo que es más, teoría loca al canto, ¿y si Tyrion y Sansa unifican el Norte con el Sur y con ello los 7 Reinos? Podría ser. Habrá que acabar primero con Cersei, de todas formas. Y sí, ya sé que en el anterior artículo pronosticaba que a Sansa el que le hacía tilín era Jon Snow. Lo que está claro es que Sansa reinará, habrá que ver con quién.

8x03_10

Jon y Danerys, no es su día.

No es el día de la pareja de moda. Mientras hacen evidente que ahora no se llevan muy bien, o al menos, Daenerys no soporta mucho a Nieve, su peso en la contienda contra la horda de muertos vivientes se reduce bastante.

Hay un par de escenas que demuestran que hoy no van a triunfar. La primera, la que muestra cómo el Rey de la Noche no se quema, está hecho de amianto puro, y el «drakarys» de Daenerys no sirve de nada. Un escalofrio nos recorre cuando miles de muertos se encaraman al dragón de la Targaryan y la hacen desmontar. Menos mal que aparece el último Mormont vivo, Jorah, para hacer lo que mejor sabe hacer: proteger a la khalessi. Hasta la muerte.

8x03_2

Por el otro lado, Jon persigue al Rey de la Noche y por un momento parece que sí, que habrá batalla entre Aegon IV y el Caminante Blanco supremo a espadazo limpio y que veremos lo que no pudimos en Casa Austera. Pero no. Jon se desorienta y aparece en el castillo de Invernalia. Los sufridores seguidores de Nieve se desesperan. Jon queda atrapado por un dragón y no puede ir a ningún lado.

8x03_7

Deseperación. Ni Daenerys ni Jon pueden salvarnos. Entonces ¿quién? pronto lo sabremos.

Arya Superstar

Una cosa está quedando clara en esta última temporada. Arya es la verdadera heroina de la temporada. Al menos por el momento. Polémicas en las redes sociales al margen, hasta los que hemos sido un poco reacios, y es que yo por ejemplo soy muy muy de Jon Snow, tenemos que admitir que para algo la mujer se ha hecho Grado , Master, Doctorado y Post-Doctorado de Asesina en serie durante siete temporadas.

8x03_3

La escena en el Bosque de Dioses en la que Arya aparece de la nada es un giro inesperado y, tras la sorpresa inicial, lógico. el Rey de la Noche no espera lo inesperado. Todo esto ocurre porque Melisandre ha aparecido y ha hecho que Arya se reconozca como el predestinado. «¿Qué le dices al dios de la muerte?», «Hoy no» grita Arya y sale disparada a encontrar su destino. Qué grande el Syrio Forell y cómo nos enganchó esta serie desde la primera temporada ¡por Dios!

Allí, en el mismo sitio donde Bran le entregó la daga de acero valyrio con la que Meñique trató de matarle y de paso de incriminar a Tyrion, Arya se la clava en la empuñadura al Rey de la Noche y, en plan peli de los 70 de Drácula, acaba con todos los muertos vivientes haciéndolos añicos como si fueran de cristal.

Melissandre. Qué personaje y qué escena final.

Sólo un apunte para la mujer roja. Qué capítulo de Melissandre. Encendiendo la espadas dothraki, encendiendo las barricadas. Encontrándose con Arya y motivándola para que cumpla su destino. Y cuando ya parece que no se puede ser más pro, llega esa escena final, con la música acompañando de manera sútil y genial, desembarazándose del collar de la eterna juventud y muriendo al alba, ante la atenta mirada de Davos (que yo creo que fue a pisar bien el cadaver para asegurarse que estaba muerta). Qué pedazo de arco de personaje y de salida de muchísimos quilates. Y cabe recordar que también resucitó a Jon… vamos que un personaje de verdad importante para la serie.

8x03_8

Mil teorías y algunas ¿decepciones?

El problema de una serie que es un éxito masivo y absoluto es que todos queremos ser los guionistas (imagínate, yo me he montado el blog para comentarla, no te digo más) y, lamentablemente, sólo hay tres personas que dominan este campo: Benioff, Weiss y Martin. Para muchos, entre los que me incluyo, la trama del Trono de Hierro siempre ha sido una distracción de la otra, la importante, la lucha de los vivos contra los muertos. Que el Rey de la Noche haya caído en el capítulo tres de una temporada de seis abre muchísimas incertidumbres para la trama. ¿Quiere esto decir que lo importante es el Trono de Hierro? ¿qué Cersei es la villana más grande de la serie, más incluso, que el Rey de la Noche? ¿han «vendido» los productores la parte mágica de la serie por primar la parte política, más del gusto del mainstream? ¿Es cierto que George R. R. Martin cambiará la parte final de su Canción de Hielo y Fuego y será más mágica, m´s afín a los seguidores más frikis?

Creo que hay que esperar. Primero porque si algo está claro es que todos los que jugamos a hacer teorías tras cada capítulo tenemos un balance de aciertos menor que el de Rappel. Y segundo porque sea como sea, acabe como acabe, esta serie es lo mejor que hemos visto jamás. Y tardaremos tiempo y tiempo en ver de nuevo algo así. Recordaremos dentro de unos años «yo esperaba cada lunes como un ansioso a ver el capítulo de Juego de Tronos, ¡qué tiempos!» Y dicho lo cual, vamos con las teorías.

Lo primero de todo es que sabemos que ahora Daenerys querrá ir a Desembarco pero ¿quién le seguirá? Sus ejércitos han quedado más diezmados que ni sé así que tendrá que pedir contraprestación por ayudar al Norte contra los muertos ¿le apoyará Jon? ¿dirá Jon que es el verdadero rey y entonces los norteños seguirán a Jon?

La batalla de Desembarco también nos trae unas cuantas preguntas ¿Seguirá Cersei siendo la mala, malísima de la serie o tendrá una redención final? ¿Os imaginais que hay una escena con Jaime y Cersei y esta le dice que va a pasar todo por el fuego valyrio y Jaime la apuñala? ¿Matarreyes second round? ¿y que aparece Jon y no se sienta en el Trono y se lo deja a Daenerys como hizo Eddard con Robert? ¿vendrá Arya y también cerrará los ojos verdes de Cersei? ¿Jaime y Tyrion podrán matar a su hermana? ¿dónde está Bronn? ¿veremos su ballesta en el próximo capítulo? ¿y al Perro acabando de una vez con su hermano Sandor, la Montaña? ¿aparecerá Yara Greyjoy y nos librará del pesado de su tío Euron? ¿os imaginais que le proponen un trato a Cersei? ¿te retiras con Jaime y vuestro hijo y Sansa y Tyrion gobiernan? ¿o Daenerys? ¿morirá Jon? ¿tendremos momento «no sabes nada Jon Nieve» con Daenerys o con Sansa?

Y, por último, ¿será este el final de los Caminantes Blancos? si Bran representa la historia de la Humanidad y en ella está cómo se crearon los caminantes blancos, ¿utilizará alguien la fórmula para crearlos de nuevo? ¿Qyburn, por ejemplo? ¿os imaginaís un ejército de caminantes blancos o de muertos vivientes a las órdenes de Cersei? ¿o un ejército de Sandors Clegane? ¿miles de Montañas a las órdenes de la Lannister?

Quedan tres capítulos de más de una hora. Si en uno de esta duración han hecho una de las mejores batalla que hemos visto nunca y han acabado con el Rey de la Noche ¡qué harán en 3!

Última recomendación: ved el capítulo más de una vez. Yo voy por la segunda y lo veré más veces, seguro.

 

 

Recap – Juego de Tronos 8×01 – Winterfell

Advertencia, este post contiene spoilers. Por favor, no leas nada del mismo si no has visto el primer capítulo de la octava temporada de Juego de Tronos porque me sentiría fatal si te reviento la experiencia de ver esta maravillosa serie.

primera

Aquí estamos de nuevo al ataque con Juego de Tronos y la temporada final empieza con este magnífico capítulo que parece una película de los Vengadores, con todos los peronajes juntos en la misma localización y con escenas en las que todos se mezclan con todos. Lo primero a destacar es la introducción. el Muro roto da paso a unas mínimas localizaciones: El Castillo Negro, Invernalia y Desembarco del Rey… y nada más… para durar lo mismo que sus predecesores, se incluyen detalles de la cripta y el gran salón de Invernalia… también algunos otros guiños, como que el hielo, los caminantes, ya han avanzado hasta Último Hogar, o algún detalle curioso en el mecanismo que hace de trasunto de sol, como un lobo asaeteado y con la cabeza cortada y un león cazando un pez… todo pleno de dobles sentidos.

Invernalia. Los norteños no se fian de Daenerys.

Los ejércitos de Daenerys llegan al Norte y Missandei siente en carne propia el racismo de las gentes norteñas. Arya reprime un grito para llamar a su adorado Jon. Daenerys adopta un semblante excesivamente altivo. La verdad, no me gusta mucho el cariz que está tomando la actuación de Daenerys. Como el gran Tywin Lannister le decía a Joffrey «un rey no tiene que repetirle a todo el mundo que es el rey» y Daenerys está pesadísima con hincar la rodilla, que todo el mundo le prometa respeto infinito, que ella es la Reina, … ¿será porque intuye de alguna manera que algo pasa y busca reforzarse?

Sansa recibe con el frío habitual a Jon y más gélida aún a la Targaryan. No sé muy bien lo que le pasa a Sansa y se me pasa por la cabeza que cabe una posibilidad, quizá pequeña  y loca, lo sé, de que la razón de todos sus mohínes y rechazos a la khalessi ¿pudieran ser celos? ¿pudiera ser que Sansa esté enamorada de Jon desde siempre? Tengo que reconocer que me parece distinguir más tensión cuando Sansa y Jon se abrazan que cuando Daenerys y Jon se besan ¿falta de química entre los Jonerys? Definitivamente.

Arya se encuentra, siete temporadas después con Jon y el momento es bonito pero, también, pleno de melancolia. Arya es leal a Sansa, Jon la ha perdido como aliada. «Yo también soy su familia» dice él refiriéndose a cómo le trata Sansa, «no lo olvides nunca» le responde Arya. Tremendo. Hay sentimientos en el Norte muy encontrados a cómo Jon se ha rendido a la Reina. Como siempre, gente que se entretiene con el tema «mundano» en vez de centrarse en lo que realmente importa, la Gran Guerra. La Única Guerra «No tenemos tiempo para esto» como diría Brann.

Helen-Sloan-HBO-3

Tyrion continúa en picado y ya hasta Sansa le da un par de tortas dialécticas. A ver, Tyrion, eras el personaje más molón de la serie y se te está quedando una cara de acelga total. Su defensa de Jon ante el consejo norteño es tirando a mediocre. Se alude a que se está haciendo mayor y, la verdad, necesita como agua de mayo a Bronn, Jaime y  a Podrick para remontar, aunque dudo que llegue a las alturas de las temporadas pasadas. Aún así, bien vale suspirar por un Tyrion que nos pueda devolver brillos pasados. De Varys mejor no hablar. Que salga lo mismo que Gusano Gris, por favor.

Desembarco del Rey. Cersei a lo suyo.

En Desembarco dos tramas emparejadas pero distintas se suceden de manera ágil. Por un lado Qyburn avisa a Cersei de que el Muro ha caido y los Caminantes lo han atravesado. Se la pela. Ella centrada en su objetivo de dar matarile a todo el mundo y en traer a Westeros a la Compañía Dorada. 20.000 hombres, 2.000 caballos y 0 elefantes. Parece que Cersei se imaginaba un par de elefantes aplastando la cabeza a Daenerys y le fastidia bastante que se hayan quedado en Essos. Por otro lado, Euron por fin se lleva al huerto a la reina. Un par de apuntes a la escena post-cama de la reina Lannister y el arrogante Greyjoy. Cersei se sirve vino pero no atino a recordar si lo bebe. Y, por último, parece obvio que se acuesta con Euron para poder decir que es el padre de su futuro hijo.

juego-de-tronos-s8-12

Mientras el Greyjoy se divierte con la reina, Theon cumple su promesa y libera a su hermana, Otra reina libre por los siete reinos que escapa rápido a las, deprimentes pero ahora parece que seguras, Islas del Hierro.

peli-o-manta.-juego-de-tronos-8x01.-euron-greyjoy-700x394

Mención especial al encargo que Cersei le transmite a Bronn mediante su mano derecha Qyburn, que últimamente sale mucho, auqnue es lógico porque a Cersei sólo le quedan Qyburn y la Montaña y esta no habla mucho. Volvamos al tema de la propuesta ¿será capaz de acabar con los hermanos Lannister? ¿tendrá algo de lealtad el mercenario Bronn señor del Aguas Negras? Lo descubriremos pronto. Tela lo de la ballesta.

Invernalia. Por fin, Dragones.

De vuelta a Invernalia, el capítulo nos deja tres momentos memorables para la historia de la serie, y por extensión, de la televisión.

El primero, el vuelo de Jon y Daenerys en dragón. Por fin Jon cabalga a lomos de un dragón, Rhaegal, y lo más reseñable, a parte de que los efectos están conseguidos, es ¿por qué Daenerys no se sorprende de que el dragón le deje cabalgarlo? Supongo que es porque dentro del ego hiperdesarrollado que Dani está desarrollando, cree que todo ocurre porque Nieve está con ella y que los dragones la están obedeciendo, … pero la  mirada que Rhaegal echa a Jon es, a parte de inteligente, bastante intensa. El dragón «sabe» que Jon es Targaryan.

Juego-Tronos_2112998693_13518999_660x371

El segundo es cómo Sam desvela a Jon su verdadero origen. «Eres el rey de los putos siete reinos». Esa memorable frase resonará por siempre en las memorias de los telespectadores. ¿reaccionará Jon? Y es que la gente le sigue porque es Jon Nieve. No tiene que pedir a nadie que «hinque» la rodilla porque todos saben que es el lider. Tremendo contraste con Daenerys y, por qué no decirlo, con Cersei, que basan su liderazgo en el terror al que someten a sus seguidores. Dentro del mega hype que rodea a la serie, se está inflando la posibilidad de que cualquiera puede aspirar al trono de hierro pero, seamos sinceros, el único que realmente puede hacerlo es el único que no quiere hacerlo. Todos se esfuerzan en colocar sus piezas y Jon, simplemente, actúa centrado en el verdadero objetivo, la lucha de los vivos contra los muertos. Y por ello, a parte de por ser Targaryan, legítimo etc… merece no ser el rey, sino el comandante de todos los ejércitos. Y eso es lo único importante ahora, un líder que lidere de la mejor manera los ejercitos en la Única Guerra que realmente hay. Y luego, cuando sobrevivan a la amenza real, pues que se peguen por la silla de las espadas. Pero por partes, que diría el otro.

Y por último, ese momento en Último Hogar en el que Ed el Penas le dice a Tormund «atrás, que tienes los ojos azules» y el otro le contesta «siempre los he tenido azules» … es mítico también. Pobre lord Amber.

ultima

Las preguntas que me deja este capítulo son:

¿Dirá Jon a Daenerys que es Targaryan? ¿cómo se lo tomará ella? ¿Bran le dirá algo a Jaime? ¿Sansa, qué siente por Jon? ¿Tyrion empezará a demostrar que es inteligente? ¿Harán caso los dragones a Jon antes que a Daenerys? ¿Tyrion y Varys, se darán cuenta de que es Jon al que deben seguir? ¿Cómo demonios van a cerrar la serie sólo en cinco capítulos?

 

Podcast – Series que hemos visto en 2018

Hola a todos. De nuevo nos juntamos justo antes de que den las campanadas y despidamos el año para hacer balance (muy personal y SIN SPOILERs) de las series que hemos visto esta temporada.

Como todos sabéis este año no hemos tenido los trasantlánticos habituales, Juego de Tronos ha tenido su año sabático para preparar el asalto final al trono de hierro, y eso nos ha permitido engancharnos a otras series que han tenido su oportunidad.

Altered Carbon Dark, Knightfall, El Alienista o Fariña han poblado este año, pero ¿qué nos han parecido? eso lo descubrirás en nuestro podcast, pero ya os adelanto que algunas nos han dejado flipados y otras han hecho que no pasáramos del episodio piloto.

Además, os comentaremos nuestro top 3 del año así como qué esperamos del año 2019… Sí, Juego de Tronos, pero algo más …

En definitiva, dadle al play y pasad un rato agradable con nosotros hablando de series,

¡cualquier comentario es bien recibido!

Ir a descargar

 

Jack Ryan (Amazon Prime, 2018) – ¿Un Jack Bauer con principios?

Hace años, muchos, vi en el cine una película de submarinos que se quedó para siempre grabada en mi memoria. El protegonista era un atildado analista de la CIA, un agente secreto que distaba mucho de todo aquello que nos recordaba a un agente secreto típico, a James Bond. Sedentario, reflexivo y capaz de aplicar la psicología antes que la acción, Alec Baldwin brillaba en uno de sus mejores papeles como Jack Ryan en A la Caza del Octubre Rojo. Sean Connery le daba la réplica como el capitán del submarino atómico que podía desencadenar la Tercera Guerra Mundial. Era una de esas películas sin respiro que se sacaba de la manga el hermano de Ridley, el desaparecido Tony Scott. Para siempre, la maniobra «el loco Iván» resumiría muchas frases en conversaciones de madrugada y cinefilía. Así empezó todo para mí sobre el personaje más famoso de Tom Clancy.

Luego vendrían las dos películas de Harrison Ford y James Earl Jones en los papeles principales y, también, el gran Ford le daría esa especie de tranquilidad al héroe de Clancy. Nadie diría que Harrison Ford no es un tipo de acción pero estaba claro que la acción era algo que ocurría a su pesar. Esas míticas escenas de un Ryan-Ford de mediana edad, colocandose las gafas de cerca para interpretar imágenes de satélite del desierto argelino, resumían mejor las películas que el mismo Ryan-Ford persiguiendo a los malos y pegando tiros, aunque ciertamente también era algo que ocurría con profusión en las mismas.

A partir de aquí, Ben Affleck y Chris Pine, sus últimos alter ego, fueron sucesivamente reduciendo la edad del héroe y aumentando su testosterona. En taquilla, sus ingresos también se vieron menguados en cada entrega, a pesar de los secundarios de campanillas contratados para dar lustre a las aventuras.

_DSF1423.RAF
Jack Ryan y James Greer, interpretados por John Krasinski y Wendell Pierce,respectivamente, reportando a sus superiores de la CIA

Agotada la vida en la pantalla grande y necesitados de resetear a un personaje que es obvio que tiene tirón, los productores se han decantado por un reboot en la época actual y le han asignado la tarea a un actor con carisma, John Krasinski. También han cuidado el casting del resto de personajes, con un gran Wendell Pierce como jefe inmediato de Ryan, así como un sorprendente Timoty Hutton como director de la CIA.

Krasinski es grande. Muy grande. Y físico. Muy físico. A pesar de que tiene una cara de típico americano de Boston que no ha roto un plato y que paga sus impuestos, posee un físico que no encaja con la visión del Ryan que permanecía en mi memoria. Le veo mejor persiguiendo malos pistola en mano, que haciendo análisis de estrategia en una sala de reuniones, a pesar de que los sucesivos directores de los capítulos se empeñan en plantártelo con traje en reuniones y más reuniones. Pero cuando le ves, enorme respecto a los otros, sabes que les puede dar dos tortazos a cada uno si el momento lo requiere. Y lo requerirá, como es obvio.

Jack-Ryan-Trailer-y-fecha-de-estreno-de-la-serie-de-Amazon-con-John-Krasinski

Wendell Pierce, su jefe James Greer, sí que encaja como un guante en su personaje. Además, que sea un musulmán que aspira a dirigir la CIA le da un trasfondo y unas capas y dimensiones a su personaje mucho más ricas que el de sus predecesores en las películas de Harrison Ford.

Y con todo, el gran actor de la serie es el palestino Ali Suliman que da vida al adversario de Ryan de una manera creible y contenida. Y brilla, también, en los flashbacks que tratan de explicarnos su descenso a los infiernos del terrorismo internacional.

Ryan aparece en esta serie como un héroe atormentado y con síndrome post-traumático debido a su servicio como marine en Afganistán. Sin embargo, nunca sobrepasa la línea del buen gusto, nunca tiene un mal pensamiento, mantiene su alma inmaculada a pesar de estar tratando contínuamente con el lúmpen y la hez de la sociedad, de toda la sociedad: americana, europea, siria, … lo que resta credibilidad al personaje. Se nos aparece como alguien irreal rodeado de gente real, con luces y sombras, pecados y virtudes, que a él no le «manchan». Termina su trabajo en mitad de Siria, tras eliminar a un par de terroristas y sufrir un ataque brutal del ISIS, y es capaz de tener una cena en unos de los mejores restaurantes de Bostón con el ligue de buena familia que está conociendo.

Esa falta de profundidad del personaje dibujado por Krasinski, hace que incluso Jack Bauer, el personaje de 24, parezca más real que este Ryan, lo que no es bueno de cara a juzgar la labor de los guionistas pues aquel pesonje de Kiefer Sutherland estaba en un show destinado a su lucimiento como hombre de acción absoluto, sin interés alguno por conectar con la realidad, algo a lo que parece que los guionistan sí que aspiran en esta serie.

jack-ryan-3
La mujer de Suleyman tendrá su particular aventura con conexiones a las migraciones de refugiados tan de actualidad.

Hay, además de la historia del surgimiento de Suleiman y su hermano, otras dos historias muy interesantes y que se van entrecruzando de una manera que resulta cuando menos inteligente. Se trata de las minitramas protagonizadas por la mujer del terrorista y por el piloto de drones del ejercito americano. Ambas historias parecen del todo alejadas de la trama principal en su presentación y, sin embargo, jugarán un papel determinante para que toda la historia funcione como un mecanismo y guarde consistencia.

Por lo demás, la producción exhibe un nivel ejemplar, con localizaciones perfectas, viajes a Europa, Siria, el Congo y cualquier otra localización en la que cualquier película de espías actual debe tener acción. Es entretenida y, aunque algo lastrada por el protagonista, está bien resuelta. Tiene potencial de mejora y habrá que ver cómo evoluciona en la segunda temporada que ya ha sido confirmada con el fichaje de Jordi Mollá incluido.

Nota Interludio: 7

Series TV – Fariña (2018, AtresMedia/Bambú Producciones) – Mucho más que Narcos Galicia

Teniendo siempre presente la realidad por detrás de la serie y las consecuencias terribles para la zona de las rias baixas así como los miles y miles de afectados, enfermos, víctimas, familiares, etc… del tráfico de drogas y toda la actividad relacionada comentamos la serie Fariña. Lo primero de todo es sencillo y categórico. Estamos ante una muy buena serie.

DXiY3uoXkAAEqt4

Esta serie se abastece de una trama que de lo real que es, parece ficción. El ascenso y caída de un personaje como Sito Miñanco, su paralelismo con Escobar, su vida como estrella de Hollywood. El clan, la mafia de malhechores con un código de honor que finalmente es sustituido por la ambición y la ausencia de escrúpulos. La penetración en toda la vida pública de una zona de Galicia de la corrupción, el chantaje y la amenaza. La connivencia de los poderes políticos, judiciales y policiales y la dificultad de encontrar a un hombre justo. Y la travesía por el desierto de ese sargento honrado ayudado finalmente por los outsiders, los únicos que no están contaminados por todo lo anterior, no porque sean mejores que los paisanos sino porque, básicamente, no tienen raíces en la zona.

ya-hemos-visto-farina-la-serie-sobre-el-libro-prohibido-y-es-droga-pura

El western, en definitiva. Estamos ante Solo ante el peligro, Raíces profundas, o cualquiera de los clásicos de Zinemann, Hawks o Mann, pero por capítulos y dolorosamente real. Porque todo esto ha pasado. Quizá no en el detalle pero si en lo macro, y eso ya es suficiente.

resize1_15228365942499

Para dar un toque de clase al conjunto se han cuidado, y mucho, los aspectos que últimamente se cuidan en las series que se estrenan en AtresMedia. A saber. Un casting espectacular, de lo acertado que es. En el último capítulo podemos observar lo que se han ajustado los actores de la producción a los personajes reales en esas clásicas imágenes partidas en las que se enfrentan el actor vs. el personaje real. No sólo los principales, los secundarios, los recurrentes, todos. Y no físicamente sino en el aire, en el look, en las miradas. De esa manera que las buenas producciones saben hacer. De esa manera en la que, aunque físicamente no sean como gotas de agua, las diferencias quedan diluidas por el oficio actoral.

fotonoticia_20180510140735_640

Unos actores que dan el máximo de sí mismos. Un Javier Rey inmenso como Sito, magnético, atractivo. Un Antonio Durán como Manuel Charlín, odioso, adusto, mafioso, genial. Un Tristán Ulloa sólido, arisco, honesto, comido por dentro de los pecados ajenos. Una Jana Pérez que, aún perdiendo algunas veces el acento panameño, resulta arrebatadoramente atractiva y creíble, con un rol cosmopolita y peligroso. En definitiva, sin un pero. Los charlines en su conjunto, los Bustelo, Oterito, el juez.

resize1_15228365942499

Un apartado de fotografía cuidadísimo. Unas luces que siempre aparecen maqueadas, una ambientación ochentera auténtica. Una cuidadísima coreografía de personajes que hace que cada escena tenga un lay out pensado para que los muchos personajes que las pueblan nunca se amontonen y tengan cada uno su espacio.

ala-farina-kqDF-U60640721613Y0G-624x385@El Correo

Los diez capítulos que la componen separan los años en los que la costa de las rias baixas pasaron de albergar el tráfico de tabaco, el Winston rubio que todo el mundo fumaba en esos años, a las descargas de cocaina colombiana. Una conexión colombiana que transformó a pequeños contrabandistas en grandes narcotraficantes hasta el punto de que llamaron la atención de Madrid y se activó la operación Nécora, comandada por Garzón, y que los desactivó por completo.

Algunos capítulos caen en la abulia del relleno pero la mayoría mantienen el interés. Un par de ellos son literalmente electrizantes.

halagos-internacionales-recibiendo-Farina-Netflix_2038006180_9439805_660x371

En definitiva, Netflix cuenta ya entre su catálogo con Cocaine Coast. Mucho más que Narcos Galicia.

Nota Interludio: 8.

 

 

Series TV – El Alienista (Netflix, 2018) – La serie que lo tiene todo… excepto alma

Basada en la novela homonima de Caleb Carr (The Alienist, 1994, Ediciones B), esta serie nos enfrenta a una premisa muy atractiva: nos encontramos a final del siglo XIX, la ciencia vive una revolución en todas sus disciplinas y entre todas, la mente humana se ha convertido en el apartado de estudio más revolucionario. Mientras Freud lleva un tiempo enfrentándose a casos de histeria en París y a las primeras interpretaciones de los sueños, el Dr. Laszlo Kreizler (Daniel Brühl), un alemán acomodado emigrado a los Estados Unidos, intenta aplicar todos estos nuevos conceptos revolucionarios a la investigación criminal, bajo el amparo del que en un futuro será uno de los presidentes de los Estados Unidos más revolucionarios, Theodore Roosevelt (Brian Geragthy).

Para dar una idea del Estado del Arte en el que nos encontramos, cada episodio nos recuerda que los Psicólogos o Psiquiatras, ni siquiera se denominan aún así en los Estados Unidos, sino que continúan denominándose Alienistas, es decir, estudiosos de los espíritus que poseen y alienan el cuerpo del enfermo.

Jack el Destripador está actuando en Londres. Un asesino similar actúa en Nueva York, pero allí un Psicólogo Criminal ayudará a la policia a detenerlo. Ese es el punto de partida de esta serie de suspense.

Al otro lado del charco y en esas fechas, Jack el Destripador está operando en el Londres victoriano y la trama nos presenta un remedo del asesino de Whitechapel pero trasplantado a un Nueva York poblado por personajes históricos como los representantes de los 500 (las familias que controlan Nueva York y que, como siempre, tratan por todos los medios que el Statu Quo se perpetúe), de entre ellos un magníficamente interpretado J. P. Morgan (Michael Ironside, mil años después de V o de Desafio Total pero con esa presencia que te atrapa como espectador), el mencionado Roosevelt, y otros.

the-alienist-5

Acompañando al Alienista (interpretado por Daniel Brühl), tenemos al dibujante de sucesos John Moore (Luke Evans) que nos presenta a un acomodado neoyorkino que gusta de visitar casas de lenocinio y que, a falta de una cámara de fotos, se gana la vida haciendo dibujos in situ de los asesinados que luego los periódicos publican. La relación entre ambos, antiguos compañeros de universidad, basculará a lo largo de la serie entre la amistad y el odio, para volver a la amistad, y luego al odio, componiendo una sinfonía de desconcierto en el espectador que, muchas veces, no sabrá a qué atenerse.

Un psicólogo con un oscuro pasado familiar, un dibujante de sucesos que frecuenta prostíbulos y lugares de mal vivir para purgar un fracaso amoroso y una secretaria de la policia que lucha porque la tomen en serio, forman el triángulo de personajes principales de esta producción.

Cierra el último vértice del triángulo de los personajes principales Sara Howard (Dakota Faning), otra representante de la alta burguesía neoyorkina que trata de escapar como puede a las convenciones sociales y al machismo imperantes que la atrapan dentro de los roles femeninos de la época, a pesar de que ella aspira a ser una oficial de policia, a poder ser, de homicidios.

56871_w840h0_1523036145o-alienista-3

La señorita Howard se sentirá fascinada por el Dr. Kreizler, mientras que el dibujante Moore tratará de descubrir si lo que siente hacia ella es amor o simplemente camaradería.

Completan, aunque en un segundo plano, el equipo de investigación los hermanos Isaacson, dos jovencísimos oficiales de policía que utilizan toda clase de técnicas científicas a sus investigaciones y tienen, además, que enfrentarse a su condición de judíos dentro de un cuerpo de policía preponderantemente irlandés. Recuerdan al personaje de From Hell en su uso de las nuevas técnicas.

The-Alienist-estreno-Netflix-original_1978612165_9035765_660x371

Vemos, como primera sensación de la serie y desde el primer minuto, que el ambiente del Nueva York clásico, así como la ropa, los instrumentos, … todo ha sido representado al detalle, de una manera eficaz y muy elegante.

El trío protagonista es de excepción. Actores portentosos y con una capacidad para aguantar el primer plano increíble. Sin embargo, la imposibilidad por empatizar con un personaje como el del doctor, interpretado por un frío no, gélido Daniel Brühl, lastra la serie de tal manera que la sume en la abulia.

Además, yendo al detalle de cada personaje, esa gelidez no se circunscribe sólo al doctor, sino que les sume a todos en una sensación de separación tal que impide que ni uno sólo te resulte atractivo. Se entiende que es algo buscado quiza para representar el encorsetamiento de la sociedad de esos días pero, hasta en las situaciones en las que parece que cualquier convencionalismo ha sido superado por un giro dramático, la separación y gelidez que despenden los actores hace que te preguntes si estamos ante una representación de la realidad o ante una simulación. No te llega. No traspasa.

La dirección de actores de esta serie no ha sabido utilizar todo el potencial del que disponía. La empatía con los personajes es altamente improbable.

Quizá sólo haya una escena en la que realmente te encuentras viendo lo que parece realidad y está protagonizada por la sirvienta Mary Palmer (interpretada por la hawaiana Q’orianka Kilcher).

26144_005_1701_R_NoticiaAmpliada

Por lo demás, la trama resulta correcta. Una investigación de una serie de asesinatos que nos hará ver la sociedad de la época en la ciudad que se intuía iba a convertirse en la capital del mundo y en la que la pelea entre el futuro y el pasado se hacía cada vez más evidente. Antiguos rituales indios provenientes del lejano oeste, que aún continuaba activo por la época, se mezclará con las previsiones de que la electricidad iluminará las calles más pronto que tarde. En definitiva, un paisaje de transición tecnológica parecido al actual, por otro lado.

Como conclusión se puede decir que el mimo demostrado en los apartados técnicos, fotografía y de vestuario, queda empañado por la deficiente dirección de actores, y la gelidez de la que hacen gala a lo largo de todos los capítulos impide que el conjunto resulte lo suficentemente atractivo para que un espectador medio se interese por la serie. Una serie que lo tiene todo, excepto alma.

Nota Interludio: 6.5

Título original: The Alienist; Año2018.

DirecciónJames Hawes, Jakob Verbruggen, Paco Cabezas

Guion: Hossein Amini, Kristina Lauren Anderson, Cary Joji Fukunaga (Novela: Caleb Carr).

Fotografía: P.J. Dillon, Gavin Struthers.

RepartoDaniel Brühl, Luke Evans, Dakota Fanning, Martin McCreadie, Anson Boon, Eugenia Caruso, Ezra Fieremans, Matt Lintz, Antonio Magro, Emanuela Postacchini, Peter Rugman, Giovanni Scotti, Douglas Smith, Dan Bradford, Clare Calbraith, Brian Geraghty

 

 

 

Podcast – La Casa de Papel (2017 – )

Hola a todos. Por fín una serie española lo ha petado en Netflix demostrando una calidad superior. La Casa de Papel, una serie producida por A3 Media y Vancouver Media y creada por Álex Pina es un éxito global. Es la serie de habla no inglesa con más visionados de la cadena de streaming de las letras rojas, un éxito sin parangón y merecido.

Nos ha gustado tanto que hemos decidido dedicarle un podcast recordando cada personaje, los puntos oscuros de sus arcos, lo que nos ha gustado lo que no, muy poquito en este caso, y sobre todo, recordando su trama y sus giros de guión.

Si quieres darte un paseo por sus dos temporadas con nosotros y esperar la tercera de una manera divertida, ya sabes, dale al botón y escucha nuestro podcast sobre La Casa de Papel. Y no te olvides de compartir con nosotros tus opiniones, críticas o cualquier tema relacionado o sin relacionar. Atentos, ¡comenzamos el plan Chernóbil!

Ir a descargar

Series TV – Knightfall (2017, History Channel) – Decepción y Sonrojo a partes iguales.

Es altamente improbable que a mí, fan confeso de todo aquello que tenga que ver con el Santo Grial, los caballeros templarios, las conspiraciones históricas, etc… pueda no gustarme una producción televisiva que tome estas premisas como leit motiv. Altamente improbable pero no imposible. Sólo alguien con mucho dinero y pocos escrúpulos hubiese sido capaz de perpetrar un mostrenco tan deleznable y fútil. Tras mucho buscar, el Canal Historia lo ha encontrado. El actor Jeremy Renner, Ojo de Halcón para aquellos que no localicen su cara, ha sido el llamado por el Destino para emponzoñar el recuerdo de los monjes-guerreros, el Santo Grial, la historia de Francia, Navarra y, por qué no decirlo, Cataluña y Aragón. Es dificil que tan pocos hubiesen sido capaces de tanto… y de tanto malo, pero el amigo Renner ha conseguido superar todas las expectativas en su primera aventura como productor.

Terminada la magnífica séptima temporada de Juego de Tronos todos los seguidores de las aventuras de Nieve y la Khalessi nos encontramos de duelo. Duelo por la pérdida de esa sensación magnífica que te invade cuando sabes que si conectas la app de HBO vas a poder disfrutar de un capitulazo de antología de la mejor producción de la historia televisiva. En estas andábamos cuando HBO, sabedora de todo esto que te decía y temiendo desbandada general de suscriptores una vez que la serie de moda había finalizado, empapeló las ciudades con un atractivo cartel publicitario. Un tosco caballero templario, circunspecto, en blanco y negro a excepción del rojo de la cruz de su uniforme, con las manos sobre la empuñadura y un nombre con ecos de aventura: Knightfall.

Nos las prometíamos muy felices con esta serie: los Templarios, pasta en producción, una trama basada en la búsqueda del Santo Grial…

Si bien es cierto que en la actualidad miles de series pueblan todas las plataformas y muy pocas, poquísimas, merecen realmente la pena y pasan de ser, simplemente, un pasatiempo, esta serie reunía, a priori, muchos boletos para molar infinito: caballeros templarios, batallas, presupuesto, el marchamo del Canal Historia que tan bien lo ha hecho en otros casos como con la magnífica Vikingos, un tío atractivo, que algunos ya descubrían que era el Lord Gillingham de Downton Abbey, y, en resumen, una campaña buena de HBO, nos hicieron relamernos esperando su estreno en la casa de las series.

temple_2Qué malo es hacerse esperanzas. El primer capítulo te sumerge en una buena batalla en la que se pierde Acre, la última posesión templaria en Tierra Santa y empiezas a ver que algo no cuadra. Pero no es hasta que la acción se centra en Francia cuando ya te das cuenta de que todo es pura farfolla.

A veces decimos «esa serie es mala». Nunca antes había visto algo tan malo y con una campaña de publicidad tan grande.

Un rey que lleva corona en palacio, como si fuera una película de Disney pero de las malas, las de la época ochentera que casi acaban con el Estudio del Ratón. Lamentable en todos los capítulos el actor Ed Stoppard. Un protagonista, Tom Cullen, que hace de su personaje Landry un paleto medieval sin un solo atisbo psicológico que justifique primero que sea un caballero templario y luego que pueda llegar algún día a ser un líder digno de ser seguido, aplicando el pormiscojones a casi todos sus actos y decisiones.

temple_3

Unos roles femeninos, de las actrices Olivia Ross y Sabrina Bartlett,  lamentables, sin profundidad ni dimensiones, más allá de ser comparsas en la trama, pero comparsas malas.  Del elenco sólo se salvan el malo y el que hace de Papa. El malo, Nogaret, no sé si porque el actor, Julian Ovenden, lo hace realmente bien o porque en el país de los ciegos el tuerto es el rey.

temple_4

Y el que hace de Papa Bonifacio, Jim Carter, porque es un actor de gran presencia en pantalla y con el que tiendo de manera natural a empatizar, haga lo que haga.

Actores deambulando de aquí para allí. Tramas ininteligibles. Capítulos en los que te encuentras a un personaje haciendo cosas a las que no sabes cómo ha llegado o concluido. El guión no puede ser tan malo. Aquí ha habido tijeras de productor seguro.

Y el guión, qué decir del guión. La trama ocurre atropellada y movida por un el capítulo está avanzando y aquí tienen que pasar cosas más que por un ejercicio de causa-efecto claro e inteligible por parte del espectador. Y esto, la deus ex machina contínua, lastra la serie de manera global. No está claro lo que mueve a Landry, no está claro lo que mueve a los demás, no sabemos por qué el rey Felipe es tan tonto, por qué perdona sin ninguna prueba a Nogaret y por qué el Papa hace una cosa y la contraria a la vez, más allá que porque los capítulos deben avanzar y ahora hay que pasar a la escena de amor y luego a la de batalla y luego a la de exteriores. El guión es malo de solemnidad, o cortado de una manera brutal por el productor, y hace que los actores deambulen por la pantalla entre maquetones de París, que por otra parte están bastante logrados.

No esperes aprender historia con Knightfall. Tampoco las series están para eso. Están para entretener. Pero Knightfall tampoco lo consigue… para nada.

En muchas páginas webs y críticas especializadas se han centrado en el fondo histórico de todo el asunto y han criticado enormemente que el Canal Historia distribuya esta serie en la que los hechos históricos y su correlación con lo que realmente pasó es remota. Sin embargo, y aunque es verdad que todo el tema del reino de Cataluña chirría, podrían haber presentado cuatro reinos inexistentes, dos tramas inventadas, que los personajes históricos conviviesen con personajes inventados y que al ver la serie nadie distinguiese lo que realmente había pasado y lo que no, y todo ello haciendo una serie buena, con conspiraciones históricas, batallas memorables, personajes carismáticos y adictivos.

temple_5En definitiva, traicionar la historia o no, no es razon suficiente para un mal producto y a los hechos me remito. Vikingos es una serie excepcional y todos sabemos que aunque más o menos pudo llegar a pasar la mitad de la mitad de lo que narra, nadie irá al profesor de Historia de la Facultad y le dirá «el hijo de Ragnar Lothbrook llegó a Almería desde Kattegat en 1100». No. A más a más. Ya sabemos que el Rey Corazón de León no casó a Marian y a Robin en el bosque de Sherwood cuando volvió a su reino tras la prisión que sufrió después de la Primera Cruzada. Todos lo sabemos. Pero cuando Sean Connery aparece en la escena de Robin Hood: El Príncipe de los Ladrones y casa a Kevin Costner y Mary Elizabeth Mastrantonio, una sonrisa de plena satisfacción aflora en tus labios. Eso es el buen entretenimiento y no hay más.

Knightfall; 2017; HBO.

Nota Interludio: 3

Series TV – Altered Carbon (2017, Netflix)

Año 2.384. La muerte física ha sido erradicada de la sociedad. la conciencia se almacena en unos dispositivos, llamados «pilas», que se pueden implantar en cuantos cuerpos se quiera. A este proceso de resurrección se le denomina «refundar», ya que los cuerpos no son más que fundas que sirven de soporte físico para las conciencias residentes en las «pilas». La muerte real ahora se circunscribe a aquellos casos en los que la «pila» es dañada por accidente o por acto violento.

Este es el rompedor punto de partida de la nueva serie de la cadena Netflix, Altered Carbon. Al calor del Cyber-Punk más clásico, se cocina una estética totalmente deudora de Blade Runner, quizá a veces en demasía, que nos transporta a una época en la que el espacio ha sido colonizado, la tecnificación es extrema y, sin embargo, las diferencias entre clases sociales se mantienen e incluso se han exacerbado hasta definir a una nueva clase social, los mats, que están más cerca de ser dioses que de ser humanos. El más poderoso de estos mats aparece muerto y aunque eso no significa mucho en un mundo en el que la conciencia viaja de disco duro en disco duro, sí que hace que tiemblen un poco los cimientos de toda esa clase social. Para encontrar al asesino se contrata a Takeshi Kovacs, un soldado revolucionario que lleva más de doscientos años en la oscuridad, es decir, con su conciencia cargada en una pila pero sin implante en un cuerpo físico, cumpliendo condena por el levantamiento en el que había participado.

altered-carbon-1

Altered Carbon es una serie que utiliza un entorno de ciencia ficción para presentarnos una trama puramente detectivesca, deudora de las novelas de Chandler o Hammet. Básicamente sigue los cánones del género: un caso imposible de resolver, un protagonista de vuelta de todo con gran carisma, un patrón millonario que ofrece una fortuna desmesurada por resover el caso, una, o varias, mujeres fatales, uno, o varios, compañeros de armas y, al final, giros sorprendentes de la trama.

AlteredCarbon.02.png

Si bien, es cierto, las premisas sobre las que se aposenta la trama permiten darle un fondo metafísico a todo el asunto: la muerte, la vida eterna, las debilidades humanas, qué hacer cuando dispones de todo, incluso de la vida de los demás… seguiremos a Kovacs por Bay City de la misma manera que seguimos a Marlowe por el Nueva York de los años 30 o a Harry Palmer por el Los Ángeles de los sesenta-setenta, conociendo a toda la fauna que lo habita, recogiendo pedazos del puzle que trata de resolver y asistiendo a su transformación en busca de la redención. Es, en definitiva, el zoo humano, la investigación de hasta dónde podemos llegar, ahora o dentro de doscientos años, para satisfacer nuestros más bajos instintos, caiga quien caiga. Algo que ya Shakespeare contaba y que aquí se presenta entre entes con inteligencia artificial y cachivaches tecnológicos.

¿Qué ocurre si cuando no existe la muerte, alguien trata de matar al hombre más poderoso del universo? Takeshi Kovacks (Joel Kinnaman) deberá descubrir al asesino mientras trata de acostumbrarse a un cuerpo que no es el suyo y a un tiempo que dista más de doscientos años de aquel en el que él vivió.

Dicho todo esto no debemos pensar que la serie es manida aunque sí, quizá, un poco maniquea. Es una gran superproducción, con un gasto bien invertido en la estética y en los gadgets fundamentales, con un gran ritmo. La mano de Miguel Sapochnik, director de los seminales Casa Austera y La Batalla de los Bastardos de Juego de Tronos, se hace notar a lo largo de los seis capítulos, de un total de nueve, que dirige. Aunque, también, la aparición de esta serie poquito después de Blade Runner 2049 hace que queden al aire alguna que otra copiada interesante.

foto_2

Joel Kinnaman brilla como Kovacs, luciendo gran capacidad actoral y físico increible y le acompañan una atractiva y enérgica Martha Higareda y un creible James Purefoy como exponente fundamental de la elite de los mats, casi un dios viviente. El casting es bastante bueno si bien descolla el actor Chris Conner dando vida a un Edgar Allan Poe sorprendente que crece enteros a lo largo de los capítulos y que, por increible que parezca, es el personaje con mayor y mejor arco del elenco. En la parte negativa, Atto Esandoh rechina en su papel de Vernon y hace que cada vez que aparezca por pantalla pienses en darle al x1,5 a ver si pasa rápido.

foto_1

Una mochila rosa que esconde un letal cargamento, llamadas de móvil instalados en los ojos, tarjetas de crédito enlazadas con el ADN, copias de seguridad de la conciencia que comienzan con los ojos pestañeando rápidamente y, en definitiva, todo un maremagnum de situaciones de pura ciencia ficción trufadas de unas escenas de acción sobresaliente y, a veces, excesivamente sanguinolentas, nos sumergen en el encargo de Takeshi Kovacs, antiguo militante de las Brigadas, ejercito libre que luchó contra el autoritarismo del Protectorado: ¿quién acabó con la vida de Laurens Bancroft y por qué? ¿quién está lo suficientemente loco como para penetrar en la cámara privada del mayor de los mats de la Tierra y atentar contra su vida, su vida real?

Alterd Carbon, serie Netflix. Temporada 1.

Nota Interludio: 7,5